DE LA DESPENALIZACIÓN A LA LEGALIZACIÓN.


Mucho se ha hablado sobre el uso de la marihuana y sus consecuencias sociales y económicas en nuestro país, pero a mi punto de vista se ha dejado relegada la parte médica y psiquiátrica de dicha decisión.

Todo uso de sustancia tóxica con potencial adictivo trae consigo un riesgo de desarrollar dependencia y adicción a quien la consume.

¿Cuál es la propuesta para atender a todas las personas que estadísticamente van a desarrollar una adicción?, en mi caso no veo básicamente ninguna.

Una cosa, es el uso de sustancias psicotrópicas para fines médicos en ciertas enfermedades psiquiátricas o crónicas y otra muy diferente el uso lúdico y sus consecuencias.

Encuentro un poco absurdo el utilizar un modelo cómo el de Holanda que fue declarado no hace mucho cómo un error e intentar implementarlo en nuestra sociedad y además esperar resultados diferentes.

Los que nos dedicamos a atender a personas que han desarrollado abuso y adicción a las drogas en general estamos alarmados por lo que estamos viendo con nuestros jóvenes, hoy mi consulta privada está compuesta en un 100% en niños y jóvenes de 14 a máximo 25, todos consumidores de marihuana, alcohol y tabaco de forma indistinta, siendo innegable como ésta droga causa por su uso lúdico daños cognitivos, alteraciones cerebrales y mentales observables en pérdida de memoria, motricidad y su afectación en el juicio son indiscutibles, hay material de sobra para comprobarlo.

No pretendo hacer en este momento un análisis de daños relativos al uso y abuso de la marihuana, abordaré este tema en otro ensayo las consecuencias, físicas, mentales, emocionales y sociales del uso del cannabis, así como el beneficio en su uso medicinal.

Hay que tomar en cuenta que no es lo mismo despenalización y legalización, la primera refiere en este tema a la cantidad permitida en su traslado y posesión personal y la segunda a la regularización en los procesos de cosecha, distribución y venta.

He aquí un recuento sencillo de cómo ha evolucionado este tema en nuestro país, a lo que nos estamos enfrentando y por qué es importante éste 2020 en cuanto a la legalización de la marihuana.

2015. Jueces y Autoridades Federales Mexicanas permiten la importación legal de los Estados Unidos de un medicamento basado en cannabis para un enfermo crónico, ése mismo año la Suprema Corte de justicia de la Nación otorga amparos a cuatro personas para sembrar y transportar mariguana para su consumo lúdico, decisión histórica que abre la puerta para su legalización y la propuesta de la despenalización del consumo y posesión de marihuana equiparable a la del Alcohol y Tabaco.

2017. La Cámara de Diputados aprueba Reformas Penales y de Salud para permitir el uso medicinal del cannabis. Se ordena se garantice el acceso al cannabis medicinal.

2018. La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) otorga once amparos suficientes para crear jurisprudencia para el cultivo, procesamiento y consumo de marihuana con fines lúdicos o recreativos. Se rechaza el primer intento de la COFEPRIS para reformar la Ley de Salud en cuanto al Control Sanitario del Cannabis.

2019. Se publica jurisprudencia que declara inconstitucional la prohibición de la marihuana con fines lúdicos o recreativos, con lo que se obliga al senado a regular en materia de cannabis, en un plazo que iría del 20 de febrero al 31 de octubre de ese año.

Se da el segundo intento de la COFEPRIS para que se den las autorizaciones y criterios sanitarios para la comercialización e importación de productos con cannabis.

La SCJN ordenó a la Secretaría de Salud el uso terapéutico de cannabis por un plazo de 180 días, para un menor de edad con un problema de epilepsia.

El  Senado de la República solicitó a la Suprema Corte de Justicia de la Nación, dé a conocer un acuerdo por medio del cual se concede una prórroga al Congreso y fija cómo fecha límite para discutir y aprobar la Ley General para la Regulación y el Control de Cannabis el 30 de abril 2020.

El Senado Mexicano acaba de hacer historia al aprobar el uso de la marihuana legal con fines lúdicos. Se aprueba en lo general el dictamen que permite el uso recreativo de la mariguana para su uso lúdico para personas mayores de 18 años, permitiéndoles portar hasta 25 gramos por persona sin que exista la posibilidad de ser detenidos, lográndose con esto 3 grandes cambios legalizar el uso del cannabis y del THC para su uso recreativo, terapéutico e industrial.

Sólo falta su aprobación en lo específico que serían los “cómos” o reglas en su producción, distribución y venta, esto es sólo cuestión de tiempo que no será mucho debido a los intereses ya creados.

¿Qué implica esto? Entre otras cosas que el consumo de marihuana o cannabis será legal para todo mayor de edad en cualquier lugar llámese calle o establecimiento, tendremos que acostumbrarnos cómo habitual al olor de la marihuana al igual que a la del tabaco cómo pasa en otras ciudades o países cómo Los Ángeles y Canadá donde nadie podrá detener, multar o cuestionar porque ya es legal su consumo, y habrá dispensarios para su compra en cualquier lugar.

Ahora bien, su consumo es una decisión y como todas las decisiones buenas o malas las consecuencias siempre existen y sólo podrán ser evaluadas a través de la prevención y la información será la única línea de defensa contra la adicción.

Jorge Ugalde P

Terapeuta en Adicciones

Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
No hay tags aún.
Síguenos
  • Facebook - Gris Círculo
  • Instagram - Gris Círculo
  • Twitter - Gris Círculo