A la de tres…”Conócete a ti mismo”

Un verdadero viaje de descubrimiento

no es el de buscar nuevas tierras,

sino el de tener un ojo nuevo.

Marcel Proust



Cuantas veces han escuchado “conócete a ti mism@”. Yo he escuchado esa frase miles de veces y me pregunto…”si es un concepto tan conocido, ¿por qué la gente no lo hace? Si la varita mágica es conocernos, pues conozcámonos y se resuelve el problema. Hoy descubro que es una frase trivial y que no aporta mucho al despliegue del potencial que tenemos cada uno de nosotros.

En el enorme reto de descubrirnos, que no es lo mismo que conocernos, están implícitas varias acciones que no son tan sencillas de implementar:

  • La primera es el hacernos conscientes de nuestro marco de referencia (conceptos, valores, experiencias, creencias, etc.) para saber desde lo cognitivo cómo nos estaríamos conociendo; es decir, desde qué punto de vista nos podemos conocer. Por ejemplo, nos podemos conocer desde un punto de vista juicioso, culpígeno, auto-complaciente, auto-despreciativo, etc. Por cierto, una vez que hacemos visible nuestro marco de referencia, ya estamos en posibilidad de cambiarlo. Pregunto: ¿alguno de ustedes tiene el valor de cambiar una creencia que conforma a su “yo” por otra creencia y convertirse en “otro yo” que no han sido?


  • La segunda es conocer nuestros introyectos (información externa que entra a nuestro mundo interno y que acabamos creyendo que es parte de nuestro Ser). Imaginen por un momento la locura de experimentarnos como león, pero creernos ratón y actuar como tal; sólo porque alguien nos lo dijo. ¿Con qué herramientas del “yo ratón” podrían conocer al “yo león”?

Pregunto a tod@s l@s seguidor@s de “conócete a ti mism@” si han identificado la tonelada de introyectos con los que vivimos cada uno de nosotr@s.

  • Los hombres no lloran

  • Eres una princesa y las princesas no hacen eso



  • Sólo los niñ@s envidios@s hacen lo que acabas de hacer

  • Tú eres el hombre de la casa, por lo tanto….

  • Una mujer educada piensa, siente y actúa….

Esta información que no es nuestra, nos confunde y nos aleja de nuestro verdadero Ser. En muchos casos el resultado es vivirnos en la incongruencia-pensamos, sentimos y hacemos en diferentes direcciones.

  • En tercer lugar, es imperativo saber que lo que podemos conocer desde nuestra capacidad cognitiva es solamente a nuestro “yo”; mas no a nuestro Sí Mismo. Una vez que tengamos consciencia de lo anterior, entonces debemos saber que para conocer más allá de nuestro “yo” no lo hacemos con la parte cognitiva, sino con la parte del ser experiencial. Si pretendemos intelectualizar lo que “somos” estamos destinados a fracasar. La razón no alcanza para conocer/descubrir el misterio de un Ser Humano.

Integrarnos como un todo organizado en los ejes cognitivo-emocional-espiritual que interactúan entre sí es la manera en como podemos “CONOCERNOS A NOSOTROS MISMOS” y hacer realidad todo nuestro potencial.

Ahí les dejo a los tiptólog@s1 esta reflexión.

  1. Tiptólog@ es aquel que cree que puede aprender a “Ser” por medio de tips, generalmente 7 tips porque el 7 es cabalístico.

Entradas destacadas